Consejos para pescar en el mar desde una embarcación

La pesca en alta mar puede ser intimidante para los pescadores nuevos, pero los avances en electrónica, embarcaciones, motores y equipos hacen que la pesca en alta mar sea más fácil y más segura que nunca. Es por ello que el día de hoy te traemos algunos consejos para pescar en el mar desde una embarcación. Síguenos leyendo

Buscar peces en mar abierto puede ser más difícil que en aguas menos profundas, pero se aplican los mismos principios. Combine la temperatura adecuada de agua, clima, cebo, y corriente sobre cualquier estructura, y esté seguro de que encontrará peces.

Desde una embarcación se pueden efectuar varias modalidades de pesca, desde el volantín con caña o sin ella, hasta el curricán o cacea de profundidad. Por ello, debemos saber, o mejor dicho, conocer cuáles son las modalidades que se pueden efectuar y como debemos desarrollarlas.

Estudiar la zona antes de zarpar

En términos generales, para la pesca en el mar, se recomiendan zonas cercanas a los montes subacuáticos, siendo una zona ideal donde los peces se refugian.

También se puede tener como opciones evaluar zonas marinas con barrancos, acantilados o cañones bajo el mar, este tipo de sitios aumentan la posibilidad de pesca.

Practicar

Para ser un experto en la pesca en agua salada debes practicar antes de aventurarte a pescar en alta mar desde embarcación. Te aconsejamos acompañar a un pescador experimentado o amigo de confianza antes de zarpar con su propio barco o alquilar uno.

Consejos para pescar

Tiempo meteorológico

 Antes de partir hacia cualquier lugar, cerciórese que las condiciones para navegar sean seguras y estables. La temperatura es un factor influyente para la transición de especies marinas, por lo tanto se debe buscar aguas tibias donde comúnmente se alimentan los peces.

Cuando uno se adentra en el mar existen condicionantes que son muy influyentes como son el viento, las corrientes, la temperatura y las mareas, parámetros que pueden tener una gran influencia donde se encuentran las diferentes especies de peces, ya que afectan altamente las áreas de pesca, se recomienda que compruebe todas las condiciones antes de zarpar.

Paciencia

Ten presente siempre el organizar tu viaje previamente, aunque la paciencia es algo característico del pescador, siempre es mejor asegurarse de las probabilidades de pesca antes de zarpar.

Hidratarse bien antes de pescar

En el agua salada, al haber una mayor concentración de sales que en nuestro cuerpo, se produce un proceso llamado ósmosis, por el cual el agua contenida en nuestro interior tiende a salir a un medio con más concentración de sales (hipertónico) a través de una membrana celular que es permeable.

Por eso se arrugan los dedos de nuestras manos. En consecuencia, es VITAL entrar al agua bien hidratado a fin de evitar los temidos calambres y por supuesto soportar mejor el largo período sin beber agua.

Intenta siempre salir a pescar con amigos

Ir acompañado amenizará tus jornadas de pesca y, lo más importante, te proporcionará una importante sensación de seguridad al saber que, en caso de emergencia, siempre contarás con la ayuda de alguien.

Adéntrate en el mar

Si pescamos en playas poco profundas, una muy buena idea es adentrarse unos metros en el mar para ganar distancia. No es la manera más adecuada de lanzar largos bajos, pero cuando utilizamos montajes más cortos, en estas zonas acabarás lanzando más lejos que el resto de aficionados, pudiendo ser tú quien se lleve el premio dependiendo de la especie que busques.

Seleccionar la carnada

Cuando usted coincide la carnada para pescar en el mar con la presa de las especie de pez que desea atrapar, se aumentan las posibilidades de tener éxito. La pesca con cebo natural es quizás el método más productivo de la pesca con caña para el mar o agua salada. Carnadas de pescado, almejas, crustáceos, calamares y otros tipos de vida marina todas hacen un buen cebo, dependiendo de las especies de peces que se quieren pescar.

Si la carnada está viva asegúrate de cuidar de ella. Mantenla en agua fría ya que el nivel de oxígeno disminuye a medida que el agua se calienta. Es bueno cambiar el agua cada dos horas para que se mantenga fría.

Las Fases Lunares

La luna llena siempre genera mareas más altas, los días de luna llena es cuando más pican las especies de piel como el chucho raya, gatuzo, brotolas etc las que tienen escamas.

Lugares sin actividad comercial

Además de tener en cuenta la temperatura y el oleaje, una buena recomendación es ubicarse en bancos donde no haya actividad comercial, así usted puede lanzar anzuelos y carnadas que sean llamativas para los peces.