Como aprender a nadar: Consejos iniciales

La natación es uno de los ejercicios más completos que existen, en el se realizan ejercicios de  piernas, brazos, y  cardio al mismo tiempo. Como resultado, es una manera de hacer ejercicio muy divertida. Para aprender a nadar claramente lo más importante es la brazada. Es donde logramos el mayor impulso. A continuación en este articulo, te enseñaremos como aprender a nadar.

Aprender a flotar

Primero para comenzar a flotar lo debes hacer cerca de alguien que te cuide, en un lugar que no tenga corriente, que no sea muy hondo y puedas pisar cuando lo necesites. Esas son las condiciones para aprender a flotar.

Formas de vencer el miedo

Posteriormente lo más importante es estar tranquilos, concentrados y relajados. Para vencer el miedo a nadar debemos tomar aire, contener la respiración y sumergirnos.

 Después, una vez bajo el agua comienzas a sacar todo el aire por la nariz, cuando sales de nuevo a la superficie sigues sacando aire por la nariz. Para aclarar esto se realiza con el fin de que no tragues ni respires agua. Mas adelante, con la práctica lograrás nadar y sacar la cabeza para respirar y volver a sumergirte.

En el mismo sentido, debemos aclarar que perder el miedo no será de un día para otro, debemos ser constantes. Otro ejercicio para perder el miedo es, ponerse  en posición fetal en el agua, tu cara quedará sumergida y tu espalda saldrá a la superficie.

Primero debes contener la respiración y cuando tengas que respirar debes pararte con firmeza y sacar la cabeza. Este ejercicio como resultado, te ayudará a tener el control de tu cuerpo bajo el agua.

También es importante hacer ‘flechas’. Este ejercicio consiste en tomar un poco de impulso y avanzar con el cuerpo boca abajo completamente erguido. Tienes que estar muy derecho y levantar la cadera. Esto te ayudará a tener equilibrio en el agua y mejorar tu postura.

No entrar en pánico

Recuerda siempre que tienes un recurso si no puedes manejar la profundidad o simplemente no puedes mover tus extremidades, recuerda que puedes flotar de espaldas. Por lo tanto no te agites tu cuerpo ni empieces a respirar rápidamente si no puedes nadar. Simplemente ponte sobre tu espalda tan derecho como puedas y deja que el agua te cargue mientras vuelvas a recuperar la compostura.

Usa gafas

Como aprender a nadar

 El usar gafas protectoras puede hacerte sentir más cómodo abriendo los ojos bajo el agua puede permitirte ver claramente. Busca un par de gafas protectoras con círculos esponjosos alrededor de los ojos y sumérgete en el agua.

Este tipo de gafas protectoras se quedarán pegados en tu piel. Ajusta la cinta detrás de tu cabeza para que las gafas queden a tu medida.

Consejos de seguridad

Si aún eres un principiante, nunca intentes nadar en lo profundo de la piscina, salvo que seas un adulto que pueda nadar a un nivel excelente.

Ten extremo cuidado al nadar en agua movediza, como en el océano o un lago. Sin duda, las corrientes de resaca pueden jalarte hacia abajo repentinamente.

Nunca nades si hay una tormenta con relámpagos. En ocasiones, estos golpean el agua y pueden brindarle una descarga a todo el que se encuentre en ella. Si puedes oír los truenos, un rayo podría golpearte.